Ir a la página principal
Procesos de integración

Argentina y Brasil coordinarán acciones en defensa de la producción textil regional

Se reunieron en Buenos Aires directivos de la Federación Argentina de la Industriales Textiles (FADIT) y de la Asociación Brasileña de la Industria Textil (ABIT) con el propósito de analizar la evolución del sector en el marco del proceso de integración regional y las posibilidades de armonización productiva de las economías sectoriales de ambos países.

ImagenIndustriales textiles de la Argentina y Brasil analizaron las posibilidades de armonización productiva de las respectivas economías sectoriales.
Las delegaciones empresarias, encabezadas por los presidentes del FADIT y ABIT Miguel E. Sorian y Aguinaldo Diniz Filho respectivamente, coincidieron en que “si bien la integración ha incrementado el intercambio de bienes, aumentando la competencia entre las empresas de la región, el proceso de integración hasta la fecha presenta situaciones, en el marco regional, que es preciso resolver en forma mancomunada”.

También establecieron que “de la estabilidad, convergencia y coordinación de las variables macroeconómicas y sectoriales depende que el proceso de reestructuración, reconversión y crecimiento de las empresas textiles sea ordenado”.

Con ese objetivo, los industriales textiles analizaron las asimetrías generadas por legislaciones divergentes y políticas de desarrollo no coincidentes, que conducen “a un proceso desordenado, con un costo económico y social innecesario”, para lo cual acordaron encarar acciones destinadas a su corrección.

Además, hubo plena coincidencia en “la necesidad de corregir los efectos perjudiciales para el desarrollo de ambas industrias, emergentes de la vigencia de regímenes IntraMercosur incompatibles con las finalidades de una Unión Aduanera” mientras que en el plano externo convinieron en trabajar armónicamente en las negociaciones internacionales y de defensa comercial de ambas industrias.

Finalmente, acordaron la constitución de “una comisión permanente de ambas instituciones para atender los temas de interés común que permita, mediante acuerdos y actividades compartidas, perfeccionar el proceso de integración y defensa de la producción regional, coadyuvando a evitar distorsiones que afecten a las empresas textiles de ambos países”.

Ir al principio de la nota