Ir a la página principal
Política industrial

Con cambios, prorrogaron el régimen del bono fiscal

Por un año fue prorrogado, nuevamente, el “Régimen de Incentivo Fiscal para fabricantes de Bienes de Capital, Informática y Comunicaciones “- así se lo denominó inicialmente-instituido por el decreto 379/ 01, que consiste en el otorgamiento de un bono fiscal (al crearse fue del 14% y en 2018 del 11,2%) que puede ser usado para cancelar impuestos nacionales o ser transferido a terceros y que beneficia ,en el caso de bienes de capital, a los fabricantes de maquinaria general y agrícola, herramientas, equipos hospitalarios, carroceros o buses para uso urbano, entre otros sectores( en el comunicado del Ministerio de Producción y Trabajo incluye también a la industria naval y a proveedores vinculados con la producción de hidrocarburos y energía eléctrica).

ImagenSegún la información oficial, el régimen alcanza a 1.500 empresas que en un 90% son PyMES y emplean más de 75.000 personas
El decreto 196/19 que prorroga el régimen hasta el 31 de diciembre de 2019, mantiene una diferenciación positiva del beneficio entre las micro, pequeñas y medianas empresas (MiPyMES) y las grandes empresas y, como novedad, fija un reintegro del 70% de las inversiones orientadas a la innovación, al desarrollo de productos y a la aplicación de Industria 4.0 por parte de los fabricantes, con un tope del 15% sobre el beneficio total.

En el caso de las MiPyMES, las ventas de bienes con un 100% de integración nacional recibirán un bono de 8,4% (+ 1,2% por las inversiones realizadas) y para grandes empresas el beneficio será de 7% (+ 1,05%).

También introduce cambios en la fórmula para establecer el porcentaje del beneficio a recibir por las empresas de acuerdo a su dimensión.

Por otra parte, la nueva prórroga amplía la frecuencia con la que las empresas pueden implementar el incentivo, ya que podrán solicitarlo de manera trimestral, a diferencia del período cuatrimestral previsto para el beneficio durante 2018. Además, se avanzó en la simplificación de trámites y podrá ser gestionado a distancia y en forma virtual.

En los fundamentos del decreto “se considera necesario acompañar y motivar a las empresas productoras de bienes de capital beneficiarias del régimen de incentivos creado, se ha diseñado un beneficio complementario al bono de crédito fiscal previsto originalmente consistente en un monto adicional computable en función de las inversiones que las beneficiarias realicen en el marco de los proyectos de innovación, investigación y desarrollo tecnológico desarrollados por Unidades de Vinculación Tecnológica (UVT), u organismos o entidades inscriptos en el Registro de Organismos y Entidades Científicas y Tecnológicas (ROECyT).

El artículo 3°del decreto fija la operatoria para establecer el destino y el monto del beneficio:” El bono de crédito fiscal podrá ser aplicado al pago de impuestos nacionales y el cálculo del mismo se realizará conforme el siguiente esquema: a) Para las solicitudes de emisión de bonos fiscales por facturas emitidas desde el 1° de enero hasta el 31 de diciembre de 2019, inclusive, el beneficio a otorgarse será equivalente al 50% del valor que resulte de la sumatoria de los siguientes componentes aplicables al valor de los bienes de capital alcanzados por el presente régimen; (I) 6%del importe resultante de detraer del precio de venta el valor de los insumos, partes o componentes de origen importado incorporados al bien, que hubieren sido nacionalizados con un derecho de importación del 0%) y (II) 8% del importe resultante de detraer del precio de venta el valor de los insumos, partes o componentes referenciado en el apartado anterior y el valor de los insumos, partes o componentes que hubieren sido nacionalizados con un derecho de importación superior a 0% ; b) para las solicitudes de emisión de bonos fiscales por facturas emitidas hasta el 31 de diciembre de 2018, cuyas presentaciones se formalicen hasta el 31 de marzo de 2019 el beneficio a otorgarse será el equivalente a 80% del valor que resulte de la sumatoria de los componentes enunciados en los apartados I y II previstos en el inciso a) del presente artículo; c) Para las solicitudes de emisión de bonos fiscales por parte de empresas calificadas como MiPyMES de conformidad a lo dispuesto en el artículo 2° de la Ley N°24.467, sus modificatorias, complementarias y reglamentarias, respecto de facturas emitidas desde el 1° de enero hasta el 31 de diciembre de 2019, inclusive, cuyas presentaciones se formalicen hasta el 31 de marzo de 2020 el beneficio a otorgarse será el equivalente al 60% del valor que resulte de la sumatoria de los componentes I y II previstos en el inciso a) del presente artículo, y d) Adicionalmente, el beneficio que resulte de la aplicación de lo dispuesto en los incisos a) o c), según corresponda, podrá ser incrementado hasta en 15 % de su cuantía, en la medida que los beneficiarios acrediten, con cada solicitud, la realización de inversiones destinadas a la mejora de la productividad, la calidad y la innovación en procesos y productos, con el alcance, las formas y condiciones que establezca la Autoridad de Aplicación. A tales efectos, podrán computarse hasta un equivalente al 70 %del valor de las inversiones realizadas en innovación, investigación y desarrollo tecnológico, a partir del día 1° enero de 2019 y, debidamente acreditadas, las cuales deberán encontrarse asociadas a proyectos y servicios desarrollados por UVT u organismos o entidades inscriptos en el ROECyT que acrediten capacidades técnicas vinculadas al desarrollo de la actividad sectorial.”

Ir al principio de la nota