Ir a la página principal
Comercio exterior

Los puertos uruguayos nuevamente en la ruta

Con la derogación de la Disposición 1108/13 de la Subsecretaría de Puertos y Vías Navegables, el presidente Mauricio Macri eliminó uno de los grandes escollos existentes en la relación con Uruguay. La norma impedía a las exportaciones argentinas hacer trasbordos de cargas en puertos del vecino país, violando el tratado de asunción y resoluciones y directivas de los órganos del Mercosur. En los considerandos de la Resolución 3/16 del Ministerio de Transporte que la deroga, se señala que “la mentada disposición ha generado serias distorsiones en el funcionamiento del comercio exterior a nivel regional, afectando gravemente su fluidez con el consecuente impacto negativo en los costos de exportación de mercaderías argentinas...”.

ImagenEn Uruguay esperan que la medida reactive la actividad portuaria.
En el momento de su implementación, se alegó que la norma impulsaría el desarrollo de la marina mercante local, pero fue una respuesta a la decisión del gobierno uruguayo de permitir la ampliación de la producción de las conflictivas plantas de celulosa levantadas sobre aguas binacionales.

Cuando la Argentina dispuso prohibir la escala de cargas locales en los puertos del vecino país, no solo perjudicó a la operatoria de las terminales uruguayas. Las empresas navieras suspendieron servicios y los puertos del interior (por ejemplo de la provincia de Santa Fe y del sur patagónicos) quedaron sin transporte fluvial y marítimo accesible, al quedar vedado el transbordo de cargas de exportación por puertos uruguayos y con opciones de reemplazo más onerosas (como la ruta vía puertos del sur brasileño).

La derogación de la norma fue muy bien recibida por los industriales y exportadores. La Coordinadora de las Industrias de Productos Alimenticios (COPAL) señaló que la misma afectaba seriamente el desenvolvimiento de distintas actividades del sector, principalmente a las economías regionales de la Patagonia que “ahora podrán recuperar competitividad y normalizar los despachos de las producciones frutícola y pesqueras”, que fueron afectadas desde 2013. Tanto para la Cámara de Exportadores de la República Argentina como para la Cámara de Comercio Exterior de Santa Fe el anuncio de Macri al presidente Tabaré Vázquez fue “una muy buena noticia” que permitirá fortalecer las relaciones con Uruguay.

Desde la otra orilla, el presidente de la Administración Nacional de Puertos, Alberto Díaz, al tiempo de celebrar la decisión del gobierno argentino comentó que sus efectos comenzarán a notarse en breve del lado de las líneas provenientes de Rosario que volverán a tocar el puerto de Montevideo -“es una noticia sumamente trascendente”-. A su juicio la recuperación de los envíos de frutas y pescados provenientes del sur, que son los de mayor volumen, llevarán más tiempo, ya que son cargas que tienen contratos de salida ya firmados y las navieras tienen que volver a programar al puerto montivediano en sus rutas”.


Ir al principio de la nota